La Protesta De Baraguá salvó la dignidad y el honor de los cubanos

Body: 

Este 15 de marzo de 2018 se conmemora el aniversario 140 de la histórica Protesta de Baraguá, suceso ocurrido en esa fecha del año 1878, en la sabana del mismo nombre, perteneciente hoy al municipio Julio Antonio Mella, provincia de Santiago de Cuba. A razón de esta efeméride evocamos uno de los acontecimientos más trascendentales de la historia de la nación cubana, liderada por el mayor general Antonio Maceo Grajales, el Titán de Bronce.

Después de casi diez años de lucha heroica por parte de los cubanos contra el oprobioso régimen colonial español, en el territorio de Camagüey manó el desánimo, unido al cansancio, falta de recursos, entre otros aspectos, lo que propició el Pacto del Zanjón, que no contemplaba ni la independencia ni la abolición de la esclavitud, que eran los objetivos fundamentales por lo que se había ido a la manigua redentora.

Por todas estas razones es que Antonio Maceo, los oficiales y las tropas mambisas en Oriente no aceptan con agrado la noticia del Pacto. Maceo determina entonces, hacer saber a las autoridades españolas que no reconoce la capitulación y acuerda una entrevista con el general español Martínez Campos. Para ello Maceo envió comisiones a todas las regiones de Oriente, solicitándoles ayuda a los jefes; le respondieron afirmativamente los de Santiago de Cuba, Guantánamo, Baracoa, las Tunas y Holguín. La entrevista se fijó para el 15 de marzo de 1878.

En la reunión, la parte española no pudo convencer a Maceo de lo pactado en El Zanjón. El Titán dejó claro que los allí presentes no estaban dispuestos a abandonar las armas si no mediaba la independencia y la abolición de la esclavitud. Se acordó una tregua de solo 8 días; fue entonces cuando el oficial Florencio Duarte gritó “Muchachos, el 23 se rompe el corojo”.

En la Protesta de Baraguá se pusieron en alto los principios de la Revolución, por los que tanta sangre se había derramado; representa el paso de la dirección política de la revolución, de manos de los ricos terratenientes blancos a los representantes de las masas populares. Nos enseñó el principio de no rendirse jamás; de no claudicar ni cejar en la lucha y de no amilanarse ante las dificultades y los reveses. Su estudio contribuye a formar en la joven generación un profundo sentimiento patriótico y los educa en los altos valores morales que les facilitan el análisis y comprensión del presente y por tanto los ayuda a enfrentar y construir el futuro.